3 Claves fundamentales para abrir un restaurante

Claves para abrir un restaurante

En este artículo encontrarás 3 claves fundamentales para abrir un restaurante que deberás tener en cuenta si quieres empezar con el pie derecho.

Una realidad de la industria gastronómica es que la mayoría de los emprendedores que deciden abrir un restaurante, fracasan en menos de dos años. Por esta razón, muchas personas se abstienen de iniciar un negocio de comida.

Sin embargo, esto sucede porque sus dueños no tienen los conocimientos necesarios para poder mantener el negocio en el largo plazo. Algunas estrategias ayudarán a comenzar este tipo de emprendimiento y lograr el éxito empresarial en el rubro de la gastronomía. ¿Cuáles son las claves fundamentales para abrir un restaurante?

Claves para abrir un restaurante 1

3 Claves fundamentales para abrir un restaurante.

Elige el tipo de comida.

El primer paso para comenzar un emprendimiento en el rubro gastronómico, es definir qué tipo de comida servirá el restaurante. En los últimos años, la rama de comidas rápidas ha crecido y ha prosperado exitosamente debido a la rapidez en la preparación de los platillos y la amplia variedad que ofrecen.

Sin embargo, otras ramas no han dejado de ser exitosas. Lo más importante al momento de elegir el concepto de tu restaurante, es que tengas en cuenta qué experiencia tienes en la preparación de los platos que le ofrecerás al público.

Si quieres ofrecer comida china pero nunca has preparado un platillo típico ni sabes qué tipo de ingredientes necesitas, es probable que fracases. Por esto es recomendable elegir un concepto con el que te sientas cómodo y planifica tu menú según según ese tipo de comida.

Además, debes tener en cuenta los costos que implican uno u otro concepto ya que, por ejemplo, iniciar un restaurante de comida china podría tener un costo mayor que comenzar por un local de comida regional.




Establece los costos.

Los costos fijos y variables que tengas por comenzar a operar tu negocio incidirán en la cantidad de capital necesario que tendrás que invertir.

Comienza por determinar qué costos fijos tendrás: la renta de un local y el salario de los empleados son costos ineludibles. Por otro lado, los costos variables son aquellos que dependerán de qué tanto estés dispuesto a invertir. Por ejemplo, al servir un platillo deberás calcular no solo el gasto por prepararlo sino los elementos adicionales como el plato donde lo servirás, las servilletas, los manteles de la mesa; entre otros factores.

Decidir cuánto estás dispuesto a gastar servirá para determinará a qué precio venderás tus productos y cuánto margen de ganancia tendrás. Si el presupuesto excede tus posibilidades, siempre puedes ahorrar en otras variables, como cambiar el local que rentarás, o comprar tus insumos al por mayor para reducir los costos. Todo esto será determinante para que puedas encontrar el punto de equilibrio.

Ten paciencia.

Es normal que un restaurante, o cualquier otro emprendimiento, no genere ganancias de inmediato. Al comenzar un nuevo negocio tendrás que esperar un poco para que sea productivo.

Así que puedes comenzar por ofreciendo precios un poco más bajos que tu competencia para obtener clientes y, una vez que te hayas establecido, auméntalos un poco invirtiendo. Además, en mejoras para tu restaurante. Primero debes concentrarte en obtener clientes regulares y, luego, en mantenerlos. La clave está en ser paciente y no desesperarse si no se consiguen ganancias inmediatamente.

Emprender no es un camino fácil, debes tenerlo claro; pero es un camino absolutamente satisfactorio. Esperamos que estas 3 Claves fundamentales para abrir un restaurante. te sean de ayuda para empezar a estructurar mejor tus ideas y que se vuelvan una realidad 🙂

Y recuerda, si estás realmente interesado en crear tu propio negocio, puedes leer nuestro libro “Cómo crear empresa mientras trabajas: Descubre cómo manejar tu tiempo, administrar tu dinero y motivarte mientras creas empresa y trabajas para otra” , donde encontrarás toda la información que necesitas para fundar tu propia empresa, sin necesidad de dejar tu trabajo.

¿Cómo te ha parecido?
[Total votos: 1]

Comentarios