Si tu intensión es convertirte en un exitoso emprendedor, está implícito que necesitas ser excelente en lo que haces.

Tomar el tiempo para descubrir tus fortalezas y concentrarte en perfeccionar las habilidades que te ayudarán a convertirte en el mejor en tu industria, es una decisión crucial que todo emprendedor debe tomar.

A través de mis entrevistas y experiencias trabajando con otros emprendedores he encontrado increíbles similitudes que tienen en común.

A menudo son implacables cuando se trata de la gestión de oportunidades y la gestión del tiempo, las cuales se convierten en rasgos definitivos de todo emprendedor.


Ellos conocen la importancia de optimizar su estilo de vida, haciendo los trabajos más complejos en el momento del día que mejor se adapte a sus gustos. Ellos nunca se rinden y se niegan activamente a tomar un no como respuesta.

Sin embargo, lo que realmente encuentro interesante es que a pesar de todo lo que tienen en común los emprendedores que he conocido a lo largo de mi vida, en especial su resilencia y enfoque hacia el éxito, las diferencias entre cada uno también están presentes. Los métodos y herramientas que utilizan para lograr sus objetivos varían increíblemente.

A menudo las más notables diferencias recaen en el núcleo de las fortalezas que poseen.

Por otro lado, sus similitudes surgen de cómo han identificado y desarrollado sus fortalezas a través del tiempo, para compensar aquellas habilidades, talentos y rasgos de carácter que les hacían falta.

La importancia de descubrir tus fortalezas y aprovecharlas.

Este es un ejemplo de la vida real.

Los rivales de la tecnología Bill Gates (Microsoft) y Steve Jobs (Apple), ambos introdujeron innovaciones radicales en el mundo de la informática que han impactado la vida de casi todos los individuos del planeta. No obstante, estos emprendedores son completamente diferentes cuando hablamos de sus fortalezas.

Mientras Gates fue un ingeniero de software altamente calificado, quien escribió código para la creación de algunos productos de Microsoft hasta 1989, Jobs se inclinó más por el diseño, fue un pensador que asistió a clases de caligrafía como estudiante informal y nunca escribió una sola línea de código para Apple.

Estos emprendedores generaron grandes impactos ofertando productos similares, en la misma industria, en el mismo periodo de tiempo, con una serie de habilidades y fortalezas completamente diferentes.

Fue su capacidad de identificar y apoyarse en sus fortalezas lo que les permitió alcanzar la grandeza.

Emprendedores como Richard Branson y Marc Cuban, poseen grandes habilidades interpersonales y aprovecharon sus contactos para crecer sus empresas.


Otros aprovecharon sus habilidades técnicas como Mark Zuckerberg y Elon Musk.

Otros han utilizado su hipnotizante creatividad como Leo Burnett y Walt Disney, permitiéndoles inspirar grandes audiencias con sus creaciones.

En realidad existe un número infinito de características como ser un líder o un buen negociador, sin embargo, el factor decisivo del éxito se activa cuando logras encontrar tus fortalezas, desarrollarlas y enfocar tus energías en ideas de negocio que estén relacionadas con estas fortalezas.

El éxito en los negocios depende de que tan bien puedas identificar y utilizar tus fortalezas Click To Tweet

En 2014, Gallup reveló los resultados de un impresionante estudio, que tomó años de investigación y la colaboración de 2500 emprendedores hacia la construcción de un mejor entendimiento sobre la creación y crecimiento de empresas. El estudio descubrió dos hallazgos muy interesantes.

  1. Existen 10 talentos que conducen al éxito de un emprendedor.
  2. Tienes una mayor probabilidad de éxito si trabajas junto a tus fortalezas y talentos naturales.

Mientras que otros iconos de los negocios e investigadores pueden estar en desacuerdo sobre cuales son los talentos que conducen al éxito de un emprendedor, existe un indudable consenso. El éxito es definitivamente más alcanzable utilizando tus fortalezas y talentos.

Esto no puede ser más cierto para mi y para todo lo que hago en mi negocio.

Soy un gran defensor de nunca empezar un negocio en una industria en la que nunca he estado o servir clientes que no son familiares para mi. Esto es parte de mi sistema personal para crear una empresa. Por otro lado, nutrir mis fortalezas y centrarme solo en hacer lo que mejor se hacer, se ha convertido en algo crucial para mi éxito.

Libros Recomendados:

¿Debo trabajar en mis debilidades?

Considero que solo debes trabajar en ellas si es completamente necesario para tu negocio. Si no lo es, has todo lo que este a tu alcance para evadir toda actividad que las involucre. Algunas veces es inevitable, tendrás que hacer cosas en las cuales no eres bueno, y aunque no esta mal debes limitar exponerte siempre que sea posible.

Cuando encuentro nuevas oportunidades que no están relacionadas con mis fortalezas, he encontrado que lo mejor renunciar a ellas o subcontratar esas debilidades para que otros con más experticia trabajen en ellas. Este es mi razonamiento:

En mi negocio, el tiempo es infinitamente más valioso que el dinero Click To Tweet

¿Prefieres invertir tu tiempo en actividades que utilicen tus fortalezas o aprendiendo una nueva habilidad que no esta directamente relacionada con el éxito de tu empresa?. Existen momentos donde detenerte para aprender una nueva habilidad, como aprender código, puede ser valioso y esencial, únicamente si tu objetivo es convertir esa habilidad en un fortaleza para los años que vienen.

8 Pasos para descubrir tus fortalezas como emprendedor.

Algunas personas son buenas con los números, otros son buenas escribiendo código, otros como yo, somos excelentes contando historias y simplificando ideas complejas ¿Tu para que eres bueno?


Hemos reconocido que conocer nuestras fortalezas y utilizarlas activamente es clave para cualquier empresa que quieras crear. De hecho, tus fortalezas (Talentos, habilidades, pasiones y rasgos de carácter) pueden ser la chispa que despertaron tu interés por crear tu propio negocio. Es por esto que debes enfocarte en desarrollar las mejores fortalezas para emprendedores.

Antes de continuar, es importante hacer una clara distinción entre habilidades blandas y duras.

Habilidades blandas: Son atributos personales que te habilitan para interactuar efectiva y harmoniosamente con otras personas.

Habilidades duras: Capacidades especificas que se pueden definir, enseñar y medir.

Encuentra a continuación mis 8 pasos para descubrir tus fortalezas en los negocios:

1. Determina tus habilidades blandas.

Para resumir, estas son habilidades que posees, pero no puedes cuantificar. Están directamente relacionado con tu inteligencia emocional y no tu coeficiente intelectual. Estos son algunos ejemplos:

  • Tener un fuerte sentido de autoconciencia.
  • Ser optimista.
  • Ser resiliente.
  • Ser paciente.
  • Ser un buen oyente.

Cuando empecé mi primer negocio, casi todas las habilidades que poseía eran blandas. Lo que me hacia falta en habilidades duras lo encontré en otras personas que me ayudaron a construir las conexiones que necesitaba para avanzar en mi emprendimiento sin hacer todo yo solo. Más adelante, me entrené para llegar a ser competente con las habilidades difíciles de mi negocio.

Si comparamos a Bill Gates y a Steve Jobs, el segundo claramente poseía y se apoyaba en sus habilidades blandas. De muchos aspectos, Jobs fue un ejemplo fenomenal de las mejores habilidades que un emprendedor puede tener en términos creación y dedicación. Por otro lado, Gates tomo el enfoque opuesto y utilizo sus habilidades duras.

2. Rompe tus mayores victorias.

Durante la semana en la que lance mi primer curso online sobre conseguir clientes como freelance, dormí en promedio 4-5 horas por noche mientras iba a mi trabajo. A pesar de todo. Me sentí enérgico cada día de la semana.

Estaba enviando email a personas que querían comprar el curso, respondiendo preguntas y entregando contenido gratis para motivar a posibles clientes. Construí excelentes relaciones que continúan floreciendo. Siendo una de las semanas más difíciles de mi vida, la considero una enorme victoria.

Gracias a los acontecimiento de esa semana, aprendí mucho acerca de mi mismo en términos de cuales habilidades blandas podía seguir desarrollando para apalancar mi éxito.

Para nombrar solo algunas, aprendí que caí naturalmente en el papel de convertirme en un mentor para la gente, aprendí que estaba abierto a recibir criticas constructivas y encontré que mi sentido del humor genero un impacto positivo en mis resultados. Este lanzamiento me enseño cuales eran las habilidades blandas que necesitaba para continuar apalancando mi empresa.

“Empujar más allá de tu zona de confort te enseñará increíbles cosas sobre ti mismo”

Ahora es tu turno. Piensa en algún momento en el que hayas hecho un excelente trabajo o proyecto. Pregúntate que hiciste exactamente y que habilidades blandas empleaste para conseguir esos resultados.

3. Descubre lo que esta naturalmente en ti.

Parte de determinar cuales son tus fortalezas como emprendedor, es tomar el tiempo necesario para mirar en el pasado y encontrar aquello que ha estado dentro de ti de manera natural.

Recuerdas algo que tus padres, maestros o amigos te hayan dicho que posees de manera natural? Esto puede caer dentro de muchas categorías, así que no te quedes pensando en momentos específicos. Para hacer este ejercicio más fácil responde las siguientes preguntas.

  • ¿Eres la persona que siempre sirve de mediador entre tu grupo de amigos?
  • ¿Siempre fueron más fáciles para ti los problemas complejos de física en el colegio?
  • ¿Eres tu quien frecuentemente planea y encuentra la logística de llegar del punto A al punto B?
  • ¿Eres un atleta natural?
  • ¿Tienes la habilidad de hacer a otros reír?

Enfócate en encontrar al menos 5 cosas que estén en ti de manera natural e identifica cuales habilidades suaves están relacionadas. Estas son probablemente tus habilidades más fuertes, las que has poseído desde muy temprana edad.

4. Pregúntale a otros cuáles son tus habilidades.

Una vez que hayas identificado todas aquellas fortalezas que consideras son tus activos más fuertes, es momento de recurrir a las personas que mas conoces y confías para conocer su opinión.

Hace algunos años pensé que el hecho de haber construido mi propia website sin la ayuda de un experto era mi más grande habilidad. Aunque esta es definitivamente una de mis fortalezas, desarrollar una website no es la mejor manera de utilizar mi tiempo y no es la habilidad en la que soy el mejor. Decidí que para ser lo más exitoso posible en mi negocio, necesitaba hacer únicamente aquellas cosas para las que soy el mejor.


Fue mi grupo de amigos y maestros quienes me guiaron para identificar que soy mucho mejor escribiendo (Una de mis más grandes fortalezas) y estableciendo relaciones con otras personas. Sin esa claridad, hubiera mal gastado algunos de mis talentos. Busca 3-5 amigos que te conozcan muy bien y pídeles su honesta opinión. Pregúntales cuales consideran ellos que son tus más grandes fortalezas, con ejemplos claros que te demuestren esas habilidades. Sus respuestas pueden sorprenderte y ayudarte a validar tu idea de negocio.

5. Crea un escenario hipotético.

Imagina tu jefe, entrenador o profesor entregándote un proyecto que necesita ser terminado al finalizar la semana. Tu éxito depende exclusivamente de terminar este trabajo y es una gran oportunidad de demostrar de que estas hecho.

Seriamente, piensa en un ejemplo. Crea una situación hipotética en la cuál necesites a tres miembros que se unan a tu proyecto. ¿Cuál sería tu rol en el grupo? ¿Serias el organizador, el líder, el creativo, el moderador o algo completamente diferente?

¿Existe una parte específica del proyecto hacia la cual te inclines más?, ¿Te gusta la fase de planeación o prefieres llegar directamente a los negocios?, ¿Eres el que toma la iniciativa para asignar responsabilidades o prefieres que te asignen un rol en el grupo?, ¿Te molesta si alguien más asume el rol que deseas dentro del grupo?

Responder todas estas preguntas te ayudará a darte cuenta que tan bueno eres trabajando en grupo y cuales son tus fortalezas. A partir de ahí, puedes mirar hacia atrás cuales son las habilidades blandas que te ayudan a desenvolverte mejor al trabajar en equipo.

6. ¿Cuáles son tus habilidades duras?

Las habilidades duras son tu muy bien definidas y fácilmente medibles fortalezas. Estas son las habilidades que las personas tienen más en cuenta pero en mi opinión son las menos importantes a la hora de transformarse en un exitoso emprendedor. Siempre podrán ser aprendidas, mientras que las habilidades suaves no.

No obstante, el reconocimiento, la comprensión y enfoque en el uso de tus habilidades duras es esencial para maximizar tus probabilidades de éxito. Estos son algunos ejemplos de habilidades duras que comúnmente poseen los emprendedores.

  • Código: Escribir HTML, CSS, Ruby, Java Script.
  • Diseño: Adobe Photoshop, Ilustrador, Indesign.
  • Escribir: Ser capaz de tomar ideas complejas y transformarlas en historias atractivas.
  • Análisis: Capacidades avanzadas para construir modelos financieros, estadísticos y minería de datos.
  • Marketing: Optimización de motores de búsqueda y plataformas de redes sociales.

Para mi mis mas importante habilidades dura es mi capacidad para escribir, un conocimiento avanzado de la Suite de Adobe y un profundo entendimiento en optimización de motores de búsqueda. La combinación de estas tres me ha ayudado a crear contenido de alta calidad, guías descargables y material para mis cursos online.

7. ¿Qué es lo que amas hacer?

¿Cómo invertirías tu tiempo si no tuvieras que ir a trabajar todos los días?

Mira primero que es lo que usualmente haces con tu limitado tiempo libre en el trabajo o en casa.

¿Te gusta ayudara a tus amigos superar situaciones difíciles en el trabajo o sus vidas personales?, ¿Te gusta salir siempre los fines de semana a hacer cosas nuevas?

Si eres como yo, entonces te gusta hacer todo aquello para lo que eres bueno. Es la naturaleza humana. Tratar cosas nuevas y arriesgarte a fallar puede ser frustrante al comienzo.


Intentar nuevas cosas y arriesgarte a fracasar, puede ser doloroso, pero alimenta tu crecimiento… Click To Tweet

En este punto de mi vida, amo compartir mis experiencias, a través de lo que escribo y retarme a mi mismo a correr largas distancias. Si pudiera hacer estas dos cosas tiempo completo sería perfecto.

Por mi propia medida yo soy bueno escribiendo y corriendo.

Sin embargo, cuando miro el pasado y recuerdo lo difícil que fue perfeccionar mis habilidades, hubo muchos momentos en lo que contemple rendirme. Una vez que conseguí mi primer puñado de avances, tuve el impulso y la confianza para continuar y poco a poco comencé a amarlas.

Dando un vistazo a las cosas que realmente te encanta hacer e identificar las habilidades blandas que empleas para hacerlas te ayudará a reducir aún más tus puntos fuertes.

8. Decide lo que viene a continuación.

Una vez que hayas realizado el proceso de identificar todas tus habilidades blandas y duras, la siguiente pregunta que debes responder es ¿Qué debo hacer con este conocimiento?

Por ahora, define cuales el top 5 de tus habilidades blandas que te llevarán a ser más exitoso en tu emprendimiento. Adicionalmente define cuales son las habilidades duras que definitivamente tu negocio necesita.

Lo que decidas hacer con este conocimiento es completamente tuyo. Pero te reto a que empieces a buscar actividades que se enfoquen en desarrollar tus habilidades principales.

Personalmente he encontrado que empezar un nuevo proyecto puede ser una de las experiencias más gratificantes. En mi experiencia, mi website www.ryrob.com, ha sido un instrumento que me ha permitido crear miles de conexiones con muchas personas en los últimos años.

El poder de conocer tus fortalezas como emprendedor.

El siguiente paso es encontrar la manera de combinar tu fortalezas blandas y duras y utilizarlas en ideas de negocio que las comprometan.

Si eres un apasionado de la cocina, empieza a enseñarle a otros. Apuesto a que tienes grandes probabilidades de tener éxito creando un blog de comida o ofreciendo clases uno a uno de cocina.

Naturalmente, tendrás que aprender habilidades relacionadas con marketing digital. Pero comenzar en un lugar donde estas comprometiendo tus intereses y fortalezas, estarás motivado para seguir adelante.

Este artículo fué originalmente publicado en ryrob.com. Su traducción y publicación en ModoEmprendedor ha sido autorizada directamente por el autor y no puede ser reproducida por ningún otro medio.

Si te gustó este artículo y quieres seguir recibiendo información como esta, danos un like en nuestra página de Facebook o síguenos en Twitter, Instagram y Google Plus. Somos una comunidad en expansión y con tu ayuda podremos crecer cada vez más. Gracias por compartir este artículo y contribuir con esta iniciativa.

Artículos relacionados

Comentarios